Facebook circle white small

La siempre buscada y necesaria sal, también fué un problema para el inca. Una solución espectacular es la de los andenes de Maras. Ahí construyeron un tipo de andén diferente al resto: se trata de pequeñas parcelas inundables que se llenaban de agua salina y se dejaban secar por evaporación. Una vez secas, se procedía a retirar las sales que quedaban en el fondo de las parcelas.

 

En la actualidad todavía siguen activos éstos andenes y se sigue comerciando con esta antiquísima forma de obtener la sal.

 

 

 

 

 

 

 

El Valle Sagrado de los Incas, en los Andes peruanos, está compuesto por numerosos ríos que descienden por quebradas y pequeños valles; posee numerosos monumentos arqueológicos y pueblos indígenas.

 

Este valle fue muy apreciado por los Incas debido a sus especiales cualidades geográficas y climáticas. Fue uno de los principales puntos de producción por la riqueza de sus tierras y lugar en donde se produce el mejor grano de maíz en el Perú y la importancia del pueblo de Maras se origina por la extracción de sal, desde la época de los Incas fue muy importante por el mineral, indispensable para el consumo humano, en la época de la Colonia continuo su importancia, se demuestra en la numerosa Comunidad Jesuita instalada en la zona, al día de hoy se pueden apreciar las hermosas portadas talladas en las casas que pertenecieron a los Sacerdotes.

 

De igual forma se encuentran las hermosas ruinas de Moray, según los entendidos fue un centro de experimentación de cultivos usado por los Incas para la aclimatación de producto traídos de otras zonas.

La Sal Oficial del Imperio Inca

historia